MODELOS DE FELICIDAD

DASDADASDADSADSAD

Comienza Ya. Es Gratis
ó regístrate con tu dirección de correo electrónico
Rocket clouds
MODELOS DE FELICIDAD por Mind Map: MODELOS DE FELICIDAD

1. El Nihilismo: Los nihilistas piensan que la felicidad no es posible, no existe, es inútil buscarla porque nunca se encuentra.

1.1. A) La desesperación: Es el grado extremo de nihilismo práctico, quienes la adoptan tienen una indigestión de dolor: es como si la vida les hubiera sentado mal. El desesperado es el que ha dejado de esperar, aquel para quien el futuro no depara bien alguno, lo que necesita es ayuda.

1.2. B) El Fatalismo: Para el fatalista el hombre no es dueño de su destino. En la Antigüedad clásica esta postura fue la más frecuente, especialmente entre los estoicos, se caracteriza por la creencia de que el universo alberga dentro de sí un elemento irracional, llamado destino o azar, que es una fortuna o casualidad que mueve la rueda del cosmos y da a cada uno la felicidad o la desgracia de una manera aleatoria, pero necesaria.

1.3. C) El Absurdo: Es la vivencia del sinsentido, cuando nos vemos obligados a realizar acciones que no sentimos como nuestras, porque no las hemos decidido, ni tienen relevancia para nosotros, aparece el absurdo, para el cual la vida es una representación teatral, hipócrita y falsa , sin lógica, pues el sistema social obliga al hombre a comportarse de una manera que a él le resulta absurda, carente de toda finalidad.

1.4. D) El Cinismo: El cínico finge interesarse de verdad por una persona, y en realidad sólo busca obtener veladamente una utilidad de ella, hace como que le importa algo, cuando en realidad no es así: el cínico no cree en lo que dice o hace, pero lo aparenta, porque le da igual una cosa que otra.

1.5. E) El Pesimismo o Escepticismo Práctico: Existe un nihilismo light al que podemos llamar pesimismo, este postula que el esfuerzo por conseguir bienes arduos se salda siempre con el fracaso, y por tanto no merece la pena; es preferible resignarse. El desengañado pierde toda ilusión y confianza: no cree en nada como fruto de una mala experiencia.

1.6. F) Contrapunto: la afirmación eufórica de la vida y la ebriedad: Todos los escépticos son de algún modo nihilistas, el nihilismo es una experiencia amarga, en la que el hombre es profundamente infeliz, y de la que por naturaleza trata de escapar, para salir de la postración anímica se busca entonces un estado de euforia que compense el sentimiento negativo.

2. ¡El Carpe diem! significa aprovecha el momento, disfruta el día.Es una expresión de Horacio en la cual se hace una apuesta por el presente: lo que quieras ser, vívelo ya, antes de que se te pase la oportunidad, se nos invita así a vivir el presente lo más intensamente que podamos, a coger los sabrosos frutos que la vida, generosamente, nos pone delante.

2.1. 1) La virtud y el placer se presentan como opuestos, para los partidarios de la primera, todo lo placentero es pecado y lo que no está prohibido es obligatorio.

2.2. 2) Se afirma, con Rousseau, que la naturaleza humana es buena de por sí: ya nada malo saldrá de ti de ahora en adelante, dice también Nietzsche. Por tanto, hay que dar libre curso a la fuerza natural de la vida que uno lleva dentro, que es de por sí inocente y buena.

2.3. 3) Lo hegemónico en el hombre es entonces el cuerpo: cuerpo soy, del todo y por completo. Todo lo que se refiere al cuerpo se convierte en extraordinariamente importante: la dieta, la forma física, el funcionamiento de mis órganos sexuales (instrumentos del que es quizá el rey de los placeres), el aspecto de mi piel, etc.

2.4. 4) Que la vida sea un manantial de placer significa que debo aprovechada: el futuro no me interesa, porque me traerá complicaciones: trabajo, vejez, escasez de dinero, enfermedades y muerte. Vivir sólo, en el presente y en un ámbito físico y emocional.

3. La Postura Pragmática: El Interés

3.1. Una de las posturas más frecuentes frente a la felicidad consiste en decir que toda la felicidad que consiga será a base de cuidar de sus propios intereses, esta actitud no se deja llevar por excesivas ilusiones, es realista, pragmática, no aspira a cambiar el mundo ni tiene otro ideal que un afán moderado de asegurarse una existencia lo más cómoda, tranquila y segura posible, sin sobresaltos ni riesgos: más vale pájaro en mano que ciento volando.

4. La Postura Contemporánea: El Bienestar

4.1. La mayoría de los hombres y mujeres de nuestro tiempo no son muy felices; tampoco se sienten desgraciados y no lo son; sino más bien se mueven en una zona gris. Porque han identificado la felicidad con lo que es sólo su requisito previo: el bienestar.

5. El Poder del Dinero

5.1. Existe un ideal de felicidad que es el más adecuado para los ambiciosos: el poder. En la época moderna, el ideal burgués ha hecho suyo este valor al decir que al hombre se le mide por sus recursos, poder significa potencia, capacidad, fuerza. Cifrar la felicidad en él significa apostar por uno mismo como dominador de lo que le rodea.

6. El Afán de Poder y la Ley del más Fuerte

6.1. Hay bastante gente que en su conducta demuestra un gran afán de poder. Se mueven por el afán de tenerlo y conquistarlo, aunque sea en una dosis miserable, como si sólo pudiesen descansar una vez que hayan levantado una trinchera en torno a su territorio. El hombre tiene una tendencia, secreta o manifiesta, a dominar a otros y a no dejarse dominar por ellos: los clásicos la llamaban hybris, que aproximadamente quiere decir orgullo, deseo de sobresalir.

6.2. La voluntad de poder conduce rápidamente a la infelicidad: 1) No respeta a las personas como fines en sí mismas. 2) Incurre en las peores formas de tiranía. 3) Lanza a unas personas contra otras, porque instaura la ley del más fuerte; 4) Destruye la seguridad, el derecho, el respeto a la ley y a la justicia dentro de una comunidad. 5) Envilece la convivencia, porque justifica todas las mentiras, aumenta el rechazo sistemático contra la verdad y genera un espíritu de resentimiento y de desquite. 6) Destruye los restantes valores morales y, en consecuencia, la misma sociedad.