Sinaloa: de las Reformas borbónicas al porfirismo 1767-1910.

Comienza Ya. Es Gratis
ó regístrate con tu dirección de correo electrónico
Sinaloa: de las Reformas borbónicas al porfirismo 1767-1910. por Mind Map: Sinaloa: de las Reformas  borbónicas al porfirismo  1767-1910.

1. Las intervenciones extranjeras y el movimiento de Reforma.

1.1. Contexto social y político durante la Intervención norteamericana:Sinaloa se erige como Estado Libre y Soberano en 1831, posteriormente en 1836 bajo el régimen centralista se convierte en un departamento más del país, en 1846 bajo el gobierno republicano se restituye como Estado de Sinaloa. Las vicisitudes de la nación se imbricaban con los problemas e intereses regionales.

1.2. . El movimiento de Reforma entre la intervención y la inestabilidad política.En 1853, vencidos los notables de Culiacán, el coronel Pedro Valdés asumió la gubernatura interina del estado y trasladó la capital a Mazatlán, donde los comerciantes extranjeros serán dueños de los poderes locales y controlaban a Valdés y a otros colaboradores sinaloenses. En Culiacán, los De la Vega continuaron siendo los comerciantes más ricos del norte del estado, pero ya sin poderes políticos y vigilados muy de cerca por las autoridades impuesta desde Mazatlán.

1.3. . Economía y sociedad en Sinaloa, de 1831 a 1877: actividades, política económica y reformas liberales: A inicios del siglo XIX en la provincia de Sinaloa la población era escasa y estaba integrada principalmente por grupos indígenas, mestizos criollos y por familias nacidas en España. Con excepción de unas cuantas familias poderosas, en general los habitantes vivían en condiciones de mucha pobreza, sobre todo los indígenas.

2. Sinaloa durante el Porfirismo 1877-1910.

2.1. La era de Francisco Cañedo: inicios 1877-1884, revueltas, hambruna y oposición política:El periodo que va de 1877 a 1911, conocido como porfirismo o porfiriato, en Sinaloa se denominó Cañedismo por el predominio de Francisco Cañedo Belmonte, gobernador intermitente durante los años que van entre 1877 y 1909 (Sinagawa, 2013, pp. 126-127). Cañedo se adhirió al Plan de Tuxtepec que desconocía al presidente Sebastián Lerdo de Tejada y proclamaba jefe del Ejército Restaurador al general Porfirio Díaz.

2.2. . Consolidación del Cañedismo, 1885- 1910: estabilidad política y crecimiento económico:En junio de 1884 Francisco Cañedo fue nombrado por segunda ocasión gobernador del estado para el periodo del 25 de septiembre de 1884 a septiembre de 1888, tal como lo había venido planeando el grupo que dominaba la política nacional.

2.3. . Consolidación del Cañedismo, 1885- 1910: estabilidad política y crecimiento económico: A la muerte del gobernador y la instauración de un gobierno interino encabezado por Heriberto Zazueta se convocó a elecciones nuevamente para el periodo 1908-1912. Aún no pasada la sorpresa por la muerte del gobernador, en los círculos políticos y empresariales se empezaron a manejar sustitutos; primero tomó mucha fuerza en nombre de Heriberto Zazueta, gobernador interino, también se mencionó a Jesús F. Uriarte y al general Mariano E. Ruiz.

3. vida

4. La administración virreinal a partir de las reformas borbónicas y sus efectos en el noroeste 1767-1831.

4.1. 1 Las reformas económicas y la expulsión de los jesuitas en el noroeste:Como ya se mencionó en la primera unidad, Ia conquista de México y del llamado Septentrión novohispano fue un largo proceso. La consolidación del dominio colonial en esta región fue de gran complejidad y se logró en dos fases; la primera se desarrolló por medio de exploraciones marítimas por militares y políticos entre los años de 1520 a 1600.

4.2. Sinaloa, de Provincia a Estado de la federación: economía, sociedad, e insurgencia :Los 32 años que median entre la independencia y la caía del grupo de La Vega fueron cambios profundos en la sociedad del noroeste y de Sinaloa en particular. Al desaparecer el gobierno colonial, se produjo un vacío de poder que los gobierno nos nacionales no pudieron colmar y que aprovecharon los notables para entrar a la vida política local.

5. CAMILA ORDUÑO SANCHEZ 116