Principios que rigen la bioetica

Comienza Ya. Es Gratis
ó regístrate con tu dirección de correo electrónico
Rocket clouds
Principios que rigen la bioetica por Mind Map: Principios que rigen la bioetica

1. 1) El principio de respeto de respeto de la autonomía

1.1. a) Autonomía: La autonomía personal es la capacidad que tienen las personas para auto determinarse, libres tanto de influencias externas que las controlen, como de limitaciones personales que les impidan hacer una genuina opción, como podría serlo la comprensión inadecuada del objeto o de las circunstancias de la elección.

1.1.1. Existen dos condiciones especiales:

1.1.1.1. Libertad externa: el agente debe estar libre de influencias externas que lo controlen.

1.1.1.2. Libertad interna (o agencia): el sujeto debe tener la capacidad para obrar intencionalmente.

1.2. b) Personas autónomas y acciones autónomas

1.2.1. Las personas autónomas hacen ocasionalmente decisiones que no son autónomas, por ignorancia, porque están deprimidas o por otros factores internos o externos.

1.2.2. Una acción es autónoma si el agente moral obra: 1) intencionalmente, 2) con comprensión y 3) sin influencias externas que determinen o controlen su acción.

1.3. c) El principio de respeto por la autonomía: su contenido normativo

1.3.1. El respeto por la autonomía exige que se reconozca el derecho del sujeto moral: 1) a tener sus propios puntos de vista, 2) a hacer sus propias opciones y 3) a obrar en conformidad con sus valores y creencias personales.

1.4. d) Personas con autonomía disminuida

1.4.1. Las obligaciones que dimanan del principio de respeto por la autonomía no se extienden a las personas que no pueden obrar de manera suficientemente autónoma y que tampoco pueden llegar a hacerlo por diversas razones (inmadurez, discapacidad, etc)

2. 2) El principio de no-maleficiencia

2.1. Afirma, la obligación de no hacer daño intencionalmente. Es el fundamento de la ética médica y de todo sistema moral.

2.1.1. a) La distinción entre la beneficencia y la no-maleficencia

2.1.1.1. El principio de no-maleficencia impone, siempre, una obligación negativa: la prohibición de hacer el mal o daño.

2.1.2. b) El concepto de daño

2.1.2.1. "Dañar" significa, frustrar o perjudicar los intereses de alguien, sin que constituya necesariamente un agravio o injusticia al perjudicado.

2.1.3. c) Algunas normas morales que se apoyan en el principio de no-maleficencia

2.1.3.1. 1) No matar; 2) No causar dolor o sufrimiento; 3) No causar discapacidad; 4) No ofender; 5) No privar a otras personas de los bienes de la vida.

3. 3) El principio de beneficencia

3.1. Exige que pongamos actos positivos para promover el bien y la realización de los demás.

3.1.1. Beauchamp y Childress examinan dos principios bajo el título de beneficencia:

3.1.1.1. 1) Beneficencia positiva: nos obliga a obrar benéficamente en favor de los demás.

3.1.1.2. 2) Principio de utilidad: nos obliga a contrapesar los beneficios y los inconvenientes, estableciendo el balance más favorable posible.

3.2. a) El concepto de beneficencia

3.2.1. Realización de actos de misericordia, bondad y caridad. Los autores clasifican como “beneficencia” cualquier acción humana llevada a cabo para beneficiar a otra persona.

3.3. b) Beneficencia obligatoria y beneficencia ideal

3.3.1. Principios de beneficencia obligatoria: 1. Proteger y defender los derechos ajenos. 2. Prevenir los daños que podrían afectar a terceras personas. 3. Eliminar las condiciones o situaciones que pudiesen dañar a otros. 4. Ayudar a las personas con incapacidades o deficiencias. 5. Rescatar a las personas que están en peligro.

3.3.2. Beneficencia ideal: no recoge un principio de beneficencia que exija sacrificios notables a los sujetos morales.

3.4. c) Beneficencia general y específica

3.4.1. Beneficencia específica: nos obliga a obrar beneficentemente hacia las personas con las que nos vinculan relaciones especiales, como cónyuges, hijos, amigos, pacientes, etc.

3.4.2. Beneficencia general: nos obliga a obrar beneficentemente más allá de las relaciones especiales, con todas las personas.

3.5. d) Beneficencia y no-maleficencia: sus diferencias

3.5.1. Las obligaciones de no-maleficencia prohíben hacer el mal universalmente: no podemos dañar intencionalmente a nadie, nunca. (Obligaciones perfectas)

3.5.2. La beneficencia permite que se favorezca a las personas con las que se tiene una relación especial (obligaciones imperfectas)

3.6. e) Problemas éticos en torno al principio de beneficencia: el paternalismo

3.6.1. Se obra de manera paternalista cuando se sobrepasan las preferencias y decisiones de una persona, anulando o coartando su autonomía, por el bien de la persona cuya autonomía ha sido violentada.

4. 4) El principio de justicia

4.1. En el ámbito biomedico:

4.1.1. Justicia distributiva: distribución equitativa de los derechos, beneficios y responsabilidades o cargas en la sociedad.

4.2. a) El criterio formal de la justicia distributiva

4.2.1. Nos dice que las personas que sean iguales en cuanto a las características o circunstancias relevantes en la situación, deben recibir un trato igual.

4.3. b) Criterios materiales de justicia

4.3.1. Especifican e identifican las características relevantes para recibir un trato igualitario.

4.3.1.1. Algunos materiales de justicia distributiva son:

4.3.1.1.1. 1. A cada persona una porción igual. 2. A cada persona según sus necesidades. 3. A cada persona según sus esfuerzos. 4. A cada persona según su aportación. 5. A cada persona según su mérito. 6. A cada persona según las reglas de intercambio en un mercado libre.

4.4. c) Las propiedades relevantes para participar en la distribución de cargas o beneficios

4.4.1. Las propiedades relevantes han sido establecidas por la tradición

4.4.2. La complejidad de la aplicación concreta del principio de justicia formal ha hecho necesario la elaboración de teorías de la justicia distributiva.

4.4.2.1. Teorías:

4.4.2.1.1. De la justicia igualitarias, comunitaristas, utilitaristas y libertarias, etc.