Comienza Ya. Es Gratis
ó regístrate con tu dirección de correo electrónico
JESÚS por Mind Map: JESÚS

1. JESÚS AYUDANDO A PERSONAS

2. Jesús nos entrena en otro tipo de oración, el que conoce una disciplina, un ejercicio y es aceptado dentro de una regla de vida. La oración persistente causa la transformación de la vida

3. En los evangelios vemos la importancia que Jesús le dio a la oración. Comenzó sus días hablando con el Padre y aprovechó cada oportunidad para invocar la presencia y el poder de Dios.

3.1. 1. Jesús ora por sí mismo

3.1.1. Después de que Jesús dijo esto, dirigió la mirada al cielo y oró así: «Padre, ha llegado la hora. Glorifica a tu Hijo, para que tu Hijo te glorifique a ti, ya que le has conferido autoridad sobre todo mortal para que él les conceda vida eterna a todos los que le has dado. Y esta es la vida eterna: que te conozcan a ti, el único Dios verdadero, y a Jesucristo, a quien tú has enviado. Yo te he glorificado en la tierra, y he llevado a cabo la obra que me encomendaste. (Juan 17:1-4)

3.2. 2. Jesús ora por sus discípulos

3.2.1. A los que me diste del mundo les he revelado quién eres. Eran tuyos; tú me los diste y ellos han obedecido tu palabra. Ahora saben que todo lo que me has dado viene de ti, porque les he entregado las palabras que me diste, y ellos las aceptaron; saben con certeza que salí de ti, y han creído que tú me enviaste. Ruego por ellos. No ruego por el mundo, sino por los que me has dado, porque son tuyos. Todo lo que yo tengo es tuyo, y todo lo que tú tienes es mío; y por medio de ellos he sido glorificado. Ya no voy a estar por más tiempo en el mundo, pero ellos están todavía en el mundo, y yo vuelvo a ti. Padre santo, protégelos con el poder de tu nombre, el nombre que me diste, para que sean uno, lo mismo que nosotros. Mientras estaba con ellos, los protegía y los preservaba mediante el nombre que me diste, y ninguno se perdió sino aquel que nació para perderse, a fin de que se cumpliera la Escritura. Ahora vuelvo a ti, pero digo estas cosas mientras todavía estoy en el mundo, para que tengan mi alegría en plenitud. Yo les he entregado tu palabra, y el mundo los ha odiado porque no son del mundo, como tampoco yo soy del mundo. No te pido que los quites del mundo, sino que los protejas del maligno. Ellos no son del mundo, como tampoco lo soy yo. Santifícalos en la verdad; tu palabra es la verdad. Como tú me enviaste al mundo, yo los envío también al mundo. Y por ellos me santifico a mí mismo, para que también ellos sean santificados en la verdad. (Juan 17:6-19)

3.3. 3. Jesús ora por todos los creyentes

3.3.1. No ruego solo por estos. Ruego también por los que han de creer en mí por el mensaje de ellos, para que todos sean uno. Padre, así como tú estás en mí y yo en ti, permite que ellos también estén en nosotros, para que el mundo crea que tú me has enviado. Yo les he dado la gloria que me diste, para que sean uno, así como nosotros somos uno: yo en ellos y tú en mí. Permite que alcancen la perfección en la unidad, y así el mundo reconozca que tú me enviaste y que los has amado a ellos tal como me has amado a mí. Padre, quiero que los que me has dado estén conmigo donde yo estoy. Que vean mi gloria, la gloria que me has dado porque me amaste desde antes de la creación del mundo. Padre justo, aunque el mundo no te conoce, yo sí te conozco, y estos reconocen que tú me enviaste. Yo les he dado a conocer quién eres, y seguiré haciéndolo, para que el amor con que me has amado esté en ellos, y yo mismo esté en ellos. (Juan 17:20-25)

4. JESUS REZANDO

5. Una de las características más importantes dentro de los discursos que dio Jesús a lo largo de su vida fue la Coherencia

5.1. Los discursos de Cristo como las bienaventuranzas, las parábolas que el predicaba y los mensajes que el enseñaba a la gente siempre tuvieron coherencia con los actos que el realizaba. De otro modo no tendría sentido todo lo que el predicaba y daba a conocer sobre el Reino de Dios

5.2. —Yo soy el camino, la verdad y la vida. Solamente por mí se puede llegar al Padre. Si ustedes me conocen a mí, también conocerán a mi Padre; y ya lo conocen desde ahora, pues lo han estado viendo. Juan 14:6-7

6. JESÚS PREDICANDO

7. Jesús siempre se caracterizó por ser una persona muy humilde a pesar de todo, predicaba la noticia del Reino de Dios para todos, amaba a todos por igual a pesar de ser diferentes en lo económico, la forma de pensar y en las capacidades de las personas.

7.1. Poco después, Jesús y sus discípulos fueron al pueblo de Naín. Mucha gente iba con ellos. Cuando llegaron a la entrada del pueblo, vieron a unos hombres que llevaban a enterrar a un muchacho. El muerto era el único hijo de una viuda. Mucha gente del pueblo la acompañaba. Cuando Jesús la vio, sintió compasión por ella y le dijo: «No llores.» Entonces se acercó y tocó la camilla. Los hombres dejaron de caminar, y Jesús le dijo al muerto: «¡Joven, te ordeno que te levantes!» El muchacho se levantó y empezó a hablar. Entonces Jesús llevó al muchacho a donde estaba su madre. Al ver eso, la gente tuvo mucho miedo y comenzó a alabar a Dios. Todos decían: «¡Hay un profeta entre nosotros! ¡Ahora Dios va a ayudarnos!» Y muy pronto la gente de la región de Judea y de sus alrededores supo lo que Jesús había hecho. Lucas 7:11-17

8. Comentario Personal

8.1. -

8.2. Sin lugar a dudas, Jesús es el ejemplo más fiel de la santidad y nosotros tenemos como deber intentar tener una vida como la de el

8.2.1. Con sus acciones logró enseñarnos como debemos de servir a Dios y al prójimo, por esto debemos de seguir el modelo de vida suyo

8.3. Cristo es una persona muy importante dentro de la historia de la humanidad, es un personaje que predico el Reino de Dios y entrego su vida por nosotros

8.3.1. En este trabajo podemos apreciar las características que tenia Cristo en su vida y su comportamiento